Las leyes Trans y LGTBI tienen que incorporar planes contra la discriminación en las empresas, y más allá de las empresas, para lograr la igualdad real y hacer una apuesta clara desde las políticas activas de empleo.

Las leyes Trans y LGTBI tienen que incorporar planes contra la discriminación en las empresas, y más allá de las empresas, para lograr la igualdad real y hacer una apuesta clara desde las políticas activas de empleo.

 

Después de un año de pandemia que ha producido una crisis sanitaria y social sin igual en la práctica totalidad del mundo se hace necesario, más que nunca, trabajar de manera coordinada y establecer redes entre los diferentes movimientos feministas para luchar contra las desigualdades, y conseguir una igualdad real y efectiva para todas las mujeres. 

La feminización de los cuidados, la parcialidad, la precariedad, o la segregación ocupacional, son una realidad donde visibilizarse lesbiana, bixesual o trans, añade a la discriminación por ser mujer, la discriminación por la orientación sexual, identidad o expresión de género.

Formar una familia homoparental compuesta por dos mujeres duplica las desigualdades y la brecha salarial. En el 2020 las mujeres trabajaron gratis 51 días. La imposibilidad de acceder a la reproducción asistida en el sistema sanitario, los requisitos que pide el Registro Civil a las parejas de lesbianas para inscribir a sus hijos e hijas, frente a los que se pide a las heterosexuales, dificultan la maternidad y hacen necesarias medidas legislativas tanto para la filiación directa como para la adopción.

La violencia transfóbica a la que están expuestas las mujeres trans, la negación y la falta de reconocimiento social, político y legal de su identidad sentida, la discriminación laboral que las empuja en muchos casos a la prostitución, el estigma machista que cosifica permanentemente a las mujeres lesbianas o bisexuales, entre otros aspectos, generan exclusiones que hay que sumar al hecho de las que padecen por ser mujeres.

Las leyes Trans y LGTBI tienen que incorporar planes contra la discriminación en las empresas, y más allá de las empresas, para lograr la igualdad real y hacer una apuesta clara desde las políticas activas de empleo.

Se hace necesario el impulso a través de la negociación colectiva de forma que las personas LGTBI vean respetados sus derechos. Reconociendo la diversidad familiar de parejas y con medidas concretas contra el acoso laboral por razón de orientación sexual, identidad, o expresión de género. En un estudio de UGT en fase de elaboración, en el que se han analizado cerca de 1000 convenios colectivos, sólo 3 de cada 10 contemplan la diversidad LGTBI entre sus artículos, normalmente, con una cláusula general antidiscriminatoria.

Este segundo aniversario de UGT-Anitza lo dedicamos a la igualdad de género y el empoderamiento de la mujer, porque los derechos de la mujer, son derechos humanos.

Cartel pdf

Manifiesto

Mundu osoan osasun eta gizarte-krisia eragin duen pandemiaren ondoren, beharrezkoa da, inoiz baino gehiago, modu koordinatuan lan egitea eta mugimendu feministen artean sareak ezartzea, desberdintasunen aurka borrokatzeko eta emakume guztientzat benetako berdintasuna lortzeko.

Zainketen feminizazioa, partzialtasuna, prekarietatea edo lan-segregazioa, lesbiana, bixesual edo transexuala ikusarazteko errealitate bat dira, eta emakumea izateagatiko diskriminazioari sexu-orientazioagatiko, identitateagatiko edo genero-adierazpenagatiko diskriminazioa gehitzen da.

Bi emakumez osatutako familia homoparentala osatzeak desberdintasunak eta soldata-arrakala bikoizten ditu. 2020an, emakumeek 51 egunez doan lan egin zuten. Ugalketa lagundua osasun-sisteman eskuratzeko ezintasunak eta lesbianen bikoteei beren seme-alabak inskribatzeko Erregistro Zibilak eskatzen dizkien baldintzek, heterosexualei eskatzen zaizkienen aldean, amatasuna zaildu egiten dute eta lege-neurriak hartu behar izaten dira, bai seme-alabatasun zuzenerako, bai adopziorako.

Emakume transexualek jasaten duten indarkeria transfobikoak, sentitutako nortasunaren ukazioak eta aitorpen sozial, politiko eta legalik ezak, kasu askotan prostituziora bultzatzen dituen lan-diskriminazioak, emakume lesbianak edo bisexualak etengabe kosifikatzen dituen estigma matxistak, besteak beste, bazterketak sortzen dituzte eta emakume izateagatik pairatzen dituztenak gehitu behar zaizkio.

Trans eta LGTBI legeek diskriminazioaren aurkako planak txertatu behar dituzte enpresetan, eta enpresetatik harago, benetako berdintasuna lortzeko eta enplegu-politika aktiboetatik apustu argia egiteko.

LGTBI pertsonen eskubideak errespeta daitezen negoziazio kolektiboa bultzatzea beharrezkoa da. Bikoteen familia-aniztasuna onartuz eta sexu-orientazioagatiko, identitateagatiko edo genero-adierazpenagatiko lan-jazarpenaren aurkako neurri zehatzak hartuz. UGT lantzen ari den azterlan batean, 1000 hitzarmen kolektibo inguru aztertu ondoren, 10etik 3k soilik jasotzen dute LGTBI aniztasuna artikuluen artean, normalean diskriminazioaren aurkako klausula orokor baten barnean.

 

volver arriba

Conocenos

Sectores

Servicios

Enlaces de Interés

Siguenos

Utilizamos cookies propias y de terceros para nuestros servicios, analizar sus hábitos de navegación, elaborar información estadística e inferir grupos de interés. Además compartimos los análisis de navegación y los grupos de interés con terceros. Al clicar en "Aceptar" o SI CONTINÚA NAVEGANDO, ACEPTA SU USO. También puede CONFIGURAR O RECHAZAR la instalación de cookies  “Cambiando la configuración de su navegador".