La primera jornada de huelga en Iniciativa Social en Euskadi ha vuelto a tener un amplio respaldo

La primera jornada de huelga en Iniciativa Social en Euskadi ha vuelto a tener un amplio respaldo
0
0
0
s2smodern

Reclamamos a las patronales y al departamento de Educación que empiecen a actuar con responsabilidad y den una salida al conflicto respondiendo a las reivindicaciones planteadas

La de este miércoles ha sido la 26ª jornada de huelga en los estos dos últimos cursos y las 23ª en este. Una vez más, ha tenido un amplio seguimiento. Alrededor de 3.500 trabajadoras y trabajadores han acudido a la manifestación de Bilbao, lo que indica el malestar generalizado en los centros por el deterioro de las condiciones de trabajo. Quienes trabajamos en este sector llevamos 10 años sin un convenio actualizado.

UGT Irakaskuntza, junto con el resto de sindicatos, nos reafirmamos en nuestro objetivo de encontrar una salida adecuada a la situación, encarrilar la negociación y lograr acuerdos que den una respuesta seria a las reivindicaciones planteadas. Todos los pasos de estos últimos años, en especial los de los últimos meses,  han ido encaminados a ese fin.

Sin embargo, la patronal no está actuando actúa con responsabilidad, y está demostrando una notoria falta de voluntad para solucionar el conflicto. Aunque tras las huelgas de enero llegó a hacer planteamientos  que podían llevar a acuerdos, en la mesa del 25 de marzo se echó atrás en los mismos y llevó una propuesta que presentó como definitiva e inmutable. Cuando los sindicatos le hicimos llegar un documento con las claves para la consecución de acuerdos, ni siquiera respondió. Incluso decidió no acudir a la reunión a la que los sindicatos les convocamos junto con el departamento de Educación en el CRL.

Tras las huelgas de abril los sindicatos hemos mostrado una clara intención por encauzar el conflicto,  acercar posturas y buscar acuerdos.

Lamentablemente, una vez más la patronal ha actuado de mala fe y en la víspera de las huelgas de mayo  ha difundido en los centros una propuesta que ni siquiera había hecho llegar a todos los sindicatos, sin haber recibido respuesta de ninguno de ellos. A la vista del tipo de propuesta, es evidente que se ha movido únicamente con ánimo de desactivar las movilizaciones y huelgas sin responder a las reivindicaciones laborales, buscando más sembrar la confusión y la división entre trabajadoras, delegados y sindicatos, y no tanto el acuerdo.

De hecho, aunque esta última propuesta contiene alguna  variación en cuanto a salarios, en lo fundamental sigue la línea de lo planteado en la mesa del 25 de marzo, por ejemplo al vincular los salarios a la financiación pública, o estableciendo un sistema que hurtaría la posibilidad de negociarlos. En el resto de capítulos no hay avances.

Por su parte, el departamento de Educación ha tenido una actuación totalmente irresponsable y está incumpliendo la petición del Parlamento Vasco de que se implicase en la resolución del conflicto. Su única implicación se limita a reunirse con los sindicatos, a petición de estos y cuando ya se habían llevado a cabo 18 días de huelga.

Aunque hace cuatro años que hicimos llegar a Educación y a las patronales un planteamiento en torno a la recolocación de las trabajadoras y trabajadores que perdiesen su empleo debido al cierre de aulas, la administración no ha dado ningún paso para hablar de ello hasta hace dos meses, y lo que ha planteado es totalmente insuficiente porque sigue sin ofrecer garantía de recolocación. Por último, ante la convocatoria de reunión que los sindicatos hicimos para el 2 de abril, en lugar de aprovechar la oportunidad para dar una salida al conflicto decidió lavarse las manos y seguir sin implicarse en una solución adecuada.

Así las cosas, los sindicatos hemos empezado a reunirnos con los grupos del Parlamento Vasco para que insten al Gobierno a cumplir la petición que le hicieron.

UGT Irakaskuntza, y los demás sindicatos, exigimos a las patronales y a Educación que asuman su responsabilidad y que, de una vez, tomen las decisiones que permitan poner final al conflicto, en beneficio de trabajadoras, familias y alumnado. 

Por último, felicitamos una vez más a las trabajadoras y trabajadores del sector por la firmeza, fuerza y convicción que han mostrado. Es muy positivo que, ante el deterioro de las condiciones de trabajo, que repercute negativamente en la calidad educativa de nuestros colegios, haya mucha gente dispuesta a  luchar para mejorarlas.

volver arriba

Conocenos

Sectores

Servicios

Enlaces de Interés

Siguenos

Utilizamos cookies propias y de terceros para nuestros servicios, analizar sus hábitos de navegación, elaborar información estadística e inferir grupos de interés. Además compartimos los análisis de navegación y los grupos de interés con terceros. Al clicar en "Aceptar" o SI CONTINÚA NAVEGANDO, ACEPTA SU USO. También puede CONFIGURAR O RECHAZAR la instalación de cookies  “Cambiando la configuración de su navegador".